lunes, noviembre 23, 2009

viva en la memoria


De cuanto ame y viví
Solo me queda
El eco de su nombre
Casi nada
Pero tanto, a la vez
Pues se me enreda
En torno al alma
Aun hoy enamorada
Roza mi piel en suavidad de seda
Y hace nido
En un hueco de mi almohada
Al parir mis palabras
Cada verso, que escribo
Es un camino que abro
Un gemido que elevo
Faro que alzo  junto a la roca
Baluarte que derribo
Un rosal que cultivo
Eres el sueño que un día
Se estableció en mi mente
La aventura, la luz de mi pasado
La sed de mi presente
Escribo, escribo y me repito
En persistente  redoblar grito
Mas si enmudezco
¿Quien oirá mi grito ?
Todo lo escribo, para ti